domingo, 22 de enero de 2012

TODOS SOMOS VÍCTIMAS DEL UNIVERSO

En Sevilla hay un árbol
que no he visto nunca.

En cualquier lugar del mundo
hay infinidad de cosas que no he visto,
que nunca veré.

Un pingüino en la Antártida
morirá sin que yo lo haya visto nunca;
moriré sin saludar a millones de personas,
el universo morirá y con él
morirán
infinitas posibilidades
que fueron desechadas por otras
de manera inevitable.

Todo morirá sin llegar a ningún punto,
y eso no es más triste,
ni más trágico,

simplemente es.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada